Es un programa de apoyo interdisciplinario, técnico y económico a personas que se encuentren en un contexto de vulnerabilidad en la región de Valparaíso y, desean crear o transformar una idea o iniciativa en un emprendimiento autosustentable y rentable para mejorar su calidad de vida.

 

Es autofinanciado por la Incubadora Social y donde participan más de 100 emprendedores al año, quienes desarrollan y mejoran su emprendimiento gracias a una metodología de trabajo diseñada por GEN-E.

 

Esta labor no sería posible sin la colaboración de estudiantes universitarios “voluntarios” que apoyan a los emprendedores, desde su conocimiento adquirido en su profesión.